Últimos temas
» perdiendome en nungun lugar(libre)
Jue Ago 11, 2011 8:21 pm por Volcano Mikasaki

» Clase de Combate
Dom Jul 24, 2011 6:32 pm por Wind White

» qué harías si yo .....?
Dom Jul 24, 2011 12:43 am por Evermore

» Miel y Café camín
Miér Jul 20, 2011 6:00 pm por Evermore

» Encuentros Peligrosos ~ Libre
Mar Jul 19, 2011 1:15 pm por Wind White

» Peligroso Contrato
Lun Jul 18, 2011 10:10 pm por Wind White

» Rojo como el Lycoris.
Dom Jul 17, 2011 2:53 am por Aleksei Vólkov

» Control Espiritual. 1ra Clase.
Sáb Jul 16, 2011 8:21 pm por Evermore

» Gaspar Eistery
Sáb Jul 16, 2011 12:46 pm por Gaspar

Afiliados Élite
Shaman School Albus Animae
New Kuroshitsuji Rol
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 50 el Dom Jul 16, 2017 6:16 pm.

Aleksander Vladimir

Ir abajo

Aleksander Vladimir

Mensaje por Aleksander Vladimir el Dom Mayo 08, 2011 2:15 am

Nombre: Aleksander Vladimir Bernstein (Falso), Kain Faustus Lazarus

Apodo: Alek, Vlad, Alekstein (Frankenstein), Shadow, “Èl”, Fain, Laz.

Edad: 20 Años

Orientación Sexual: Claro, ejem.. Heterosexual.

Elemento: Oscuridad

Descripción Física: Alto, de aproximadamente 1,80 mt. De tez algo clara, pero sin exagerar. Su complexión es delgada, aunque a pesar de esto es fuerte. Posee heterectromía, poseyendo un ojo rojo oscuro y el otro azul ligeramente claro. Cabello negro, que se degrada a plateado ante el contacto con ciertas luces, lacio y con unas pequeñas puntas en el inicio de la curvatura de su cabeza. Posee unos piercings en sus orejas, cuatro en la derecha y cinco en la izquierda. Suele siempre llevar unos guantes negros pegados a su mano, con un conjunto de chaqueta negra, camisa blanca desabrochada levemente y pantalones negros también. No suele usar corbatas a menos que se una situación especial, para esto, usa corbatas negras o púrpuras.

Spoiler:

Descripción Psicológica:

Como alumno: Actúa de forma “natural”, para evitar sospechas, logrando pasar inadvertido el hecho de no ser su real personalidad. En esta se puede mostrar serio, ligeramente ingenuo para algunas cosas, pensativo, inquisitivo, alegre en ocasiones. No suele hablar demasiado, a menos que sea necesario para el momento hacerlo. Atento y responsable. Se puede encontrar incluso en ocasiones algo molesto, y levemente risueño.

Fuera de ser alumno: Tranquilo, “soñador”, incluso algo simpático. Suele también demostrar parte de su forma de ser, siendo algunas veces pervertido, u encontrándole a ciertas cosas un “doble sentido”. Disfruta molestar con esto, ya que por lo general no es algo muy bien visto y le agrada ello.

Verdaderamente, demuestra que es una persona fría, casi sin sentimiento alguno, capaz de llevar la frase “El fin justifica los medios” hasta el extremo. Le gusta torturar a la gente psicológicamente, o de forma física, dependiendo de que sea necesario. A pesar de todo, si debe cumplir una promesa a alguien, lo hará, aunque le cueste la vida o su objetivo final. Suele pecar en parte de orgullo, pero sabe cuando está en problemas y debe ponerse serio en batalla. Posee problemas con su personalidad en ocasiones, se podría decir que hay una voz en su mente que en ocasiones le dicta que hacer. Esto mismo desencadena toda la obsesión por la verdad que posee.

Historia: Nació durante la primera guerra contra los Sir Chaos, hacia 20 años atrás, cuando todo.. “Comenzó”. Sus padres habían sido unos destacados shamanes que perecieron por diversas situaciones desconocidas. Luego de esto, y de forma sorpresiva, fue “adoptado” por la única mujer Negai Nashi, debido a que esta era hermana de sus padres.

Nunca supo en verdad porqué fue, supuestamente era por que aún tenía algo de su “lado humano” e “instinto maternal”, pero muchas cosas quedaban inconclusas en su cabeza años después, recordando ciertas instancias.

A los dos años de ser llevado por ellos y ser, desde aún esa temprana edad, “entrenado” en ciertos aspectos, otro niño fue llevado al lugar. Ya tenía algo de conciencia sobre si mismo, pero no demasiada, y se podría decir que el ver los actos de sus “figuras parternales” le inducía a ser malo, pero no del todo. Aceptó al nuevo niño del cual le dijeron era su “hermano”, no sabía a ciencia exacta si lo era o no, ya que su pequeña vida hasta el momento siempre giró alrededor de ellos, y debía creerles, eran las reglas y así debía ser..

Y así fue, ambos siempre fueron tratados como si fuesen en verdad hermanos de sangre, entrenados hasta límites inimaginables que podría superar un humano común, que no fuese como ellos, y que por la costumbre dada desde tan pequeños lo lograron con éxito. Su poder espiritista se veía cada vez más elevado, logrando el “plan” que tenían para ellos, tener un “As” bajo la manga con el cual podrían en cualquier momento atacar a los humanos, un As que nadie sospecharía siquiera existía. Aún así, debían poder esconder tal poder de cualquiera, así que les inculcaron la facilidad de esconder todo su poder o hasta ciertos niveles, aparentando así el ser personas normales.

Durante todos los años fue más que nada entrenado para ser superior en todos los sentidos posibles, pero, a la vez, sumiso ante sus órdenes, un arma perfecta para sus planes y que así se mantenía como si nada, supuestamente sin “aspiraciones propias”.. En secreto algo que siempre le interesó era saber la verdad, la verdad de demasiadas cosas, un afan demasiado apegado a si mismo, tanto que ajeno al conocimiento de sus criadores y entrenadores, decidió buscar al igual que había notado de su hermano algunas veces, el leer y escribir solo, superándose de forma solitaria. Esto logró hacer que pudiese buscar más cosas, más verdades, más posibilidades de abrir su conocimiento y ser mejor..

Su ambición llegó hasta puntos peligrosos, al menos en lo que respectaba a ellos, era una gran hambre de saber, tanto que investigó a cada uno de los presentes en su vida, incluso a su propio hermano, llegando a tener informes escritos de sus formas de ser, lo que hacían en su día a día para después deducir cosas sobre ellos. Esto hizo que lograra saber incluso sus reacciones precisas ante situaciones, pero no contento con esto se investigó a si mismo..su forma de ser, de donde provenía, sus verdaderos inicios o si en verdad era parte de “ellos”. Luego de largas noches de investigar, lo logró, tener el conocimiento de muchas cosas sobre su verdadero pasado, más no sabía del todo algunas cosas..


- Tengo que saberlo, tengo que..-

Se había acercado al más débil de mente del grupo, de los Sir Chaos, uno de sus entrenadores..pero del que más fácil podía quitarle aquella preciada información. Era de noche, no tenía idea de que lo seguía ya que había desarrollado más aún la habilidad de esconder su presencia..

- Solo un poco más, tengo que saberlo..-

No faltaba mucho, solo unos metros más..solo unos segundos más, unos centímetros más..poco después ya estaba entre sus brazos, inconciente, mientras era llevado por el chico de aquel entonces, y con suerte, 13 o 14 años arrastrado por los pasillos del castillo..

- Falta poco, pronto..-

Una voz resonaba en su mente, pidiéndole, incluso en ocasiones gritándole que siguiera más rápido, buscara más rápido la verdad.. Obedecía sin siquiera intentar evitar la orden, llegando lo más pronto posible a su habitación, cerrándola con cuidado y seguridad. Uno de sus entrenamientos siempre fue el aprender a torturar, una forma de según ellos contener en parte su mente..favorecía en eso el que su habitación tuviera muchas cosas para aprender de torturas, y para torturar cuando quiziese..

- Anda, despierta..-

Aquel Sir Chaos se encontraba atado con gruesas cadenas por cada parte de su cuerpo, de tal forma que el solo intentar escapar de ella o moverse, a menos que fuese lo mínimo, le causaba gran dolor. Incluso el respirar le presionaba hasta cierto punto su pecho.

- ¿Qué diablos crees que haces? -

Una vistosa y gran sonrisa sádica apareció en mi rostro, hasta incluso reflejaba una ligera demencia, esta no intimidó al Sir Chaos, pero lo dejó con cierta incertidumbre.

- Solo buscar la verdad, Ikari-Sama..-

Su nombre había sido dicho de tal forma que incluso un ligero escalofrío corrió por la espalda del Sir Chaos, era demasiado diferente, extraña..demente, incluso para los propios Negai Nashi o los Sir Chaos..

- Como si pudieras hacerme algo, niñato

Pecó de confianza, sabía a la perfección su manera de ser, era el más fácil de entender de todos en el lugar, y eso hacía que fuera más fácil aún acabar pronto con las cosas.. La luz se apagó de la nada, mostrando solo aquel brillante ojo azul, al igual que el rojo, los cuales se acercaban al Sir Chaos completamente atrapado..

Fuera de la habitación no se oía nada en absoluto, pero dentro largos y desgarrantes gritos caían en oídos sordos, ya que parecía que a nadie si es que estaba adentro alguien, le importase. Al cabo de unos minutos los gritos se detuvieron, todo permanecía en un incómodo silencio, como si nadie hubiese vivido alguna vez en el lugar..

Al otro día el cuerpo del Sir Chaos fue encontrado muerto, sin su cabeza, nadie se esforzó en buscarlo, tenían muchos problemas personales con el, y por más que fuese una perdida, no les interesó de más. Todos pasaron, además, el hecho de que Kain había obtenido el arma de aquel Sir Chaos, no dando argumentos en contra de que la conservase.

Kain fue al encuentro de su hermano, sabía la verdad y necesitaba hablar con el, simplemente fue con la cabeza de aquel Sir Chaos en una de sus manos y le dijo “Corre una sangre similar por nuestras venas, más no es la misma.” No estaba seguro del todo de que había dicho, solo fue una reacción natural, no escuchando del todo lo que había dicho Abel, solo un “..Eso no importa”.

Luego de ello las cosas transcurrieron con cautelosa normalidad, demasiada junto a la tranquilidad.. Su mente se había tranquilizado en parte, pero seguía teniendo impulsos por torturar a gente, no solo ello, si no que conseguir más y más información de todo lo posible.

A los 16 años tuvo una misión muy importante, raptar a una persona “especial” para los planes, con ayuda de un mismísimo Negai Nashi. No les fue tan complicado como creían, el poder de ambos combinados les hizo arrasar a su oponente en cosa de poco tiempo, pero aún así logró dejar una leve cicatriz en el pecho de Kain, un ataque directo a su corazón que si no hubiese tenido más poder que él, hubiese perdido y muerto de seguro.

Se centró mucho en esta persona, rompiendo su mente de muchas formas posibles.. Solo el y el Negai Nashi sabían de su ubicación, nadie más, pero pronto eso se volvió una sola persona, cuando en un ataque inesperado, el Negai Nashi murió en manos de Kain, esa información solo le pertenecería a él y nadie más la sabría.. Al asesinarlo, Kain notó como tanto su poder y su energía espiritual habían cambiado, era más fluida, más oscura, pero a la vez más libre.. Años después de esconder esto se dio cuenta que había evolucionado a un nivel incluso mayor que un Negai Nashi, pero aquel poder se auto-restringía, pudiendo solo el mismo saber sobre este.

Con el tiempo a pesar de haber roto su mente, formó un ligero lazo con el prisionero, junto a su espíritu que había encontrado por casualidad en el tiempo de aquella misión. Un fuerte poder se expedía de unas rocas que Kain reconoció fácilmente, rompiendo aquel lugar y desellando a ese espíritu que pronto se convirtió en alguien valiosa para él.

Un año y un tiempo después fue llamado por su hermano por la Negai Nashi que los había criado, ya era tiempo de que sus planes comenzaran, y es que había notado como es que incluso habían superado los poderes de ella, haciéndola tanto orgullosa como satisfecha de los resultados. Unos meses después abandonaron el lugar, la Moonlight Castle, aquella mansión que los había albergado por tanto tiempo y escondía muchas cosas de ambos.

Su destino fue incierto por dos años, al menos para todos, pero en realidad solo se encontraba entrenando junto a su “encarcelado” amigo, preparándolo no solo para que pudiera liberar aquel poder espiritista que había perdido hacia veinte años, si no que haciéndolo también lo suficientemente fuerte como para la siguiente fase de su propio plan..


Espíritu Acompañante: Rina

Descripción Física: Es casi tan alta como Aleksander, de contextura delgada y esbelta a la vez. Posee rasgos finos en su rostro, el cual a pesar de esto, presenta una mezcla de tristeza y odio, dependiendo de el estado de ánimo que haya a su alrededor, pocas veces sonriendo. Posee una larga cabellera blanca, la cual llega hasta sus pantorrillas con facilidad. Su piel es de un tono grisáceo claro, mostrándose en ocasiones más claro por el contacto con mucha luz, teniendo también ojos celestes que suelen cambiar en ocasiones a un azul más calmo. Usa un vestido de tiras negro con algo de encaje, largo y que desprende dos tiras a la altura de su espalda baja. Usa pantimedias y no tiene “pies” en realidad, acabando estos en punta. También lleva un collar en su cuello, de piedras rojas (rubíes), los cuales se asimilan en parte a los dientes de un tiburón. Puede también transformarse en un gato negro (imagen de Alek), que siempre presenta ojos azules. No toma forma “Hitodama”, si no que se manifiesta en una esencia negra con un punto rojo y azul en el centro (el punto posee forma de Yin-Yang).

Spoiler:

Descripción Psicológica: Suele mostrarse fría, sarcástica, arisca, e incluso a veces maleducada. A pesar de esto, puede llegar a mostrar preocupación, y suele proteger a Alek en todo momento. Existen momentos en los que suele hablar poco, o casi nada, esto cuando tiene un “presentimiento”, esperando el estar a solas o con alguien de “confianza” de Alek para decirle. No suele ser demasiado demostrativa, al menos no con todos, sintiendo con Alek y con cierto “prisionero” más confianza en su forma de ser. Su relación con Frederick es parecida a con ellos, pero no tanto.

Historia: Rina es una representación hecha de la oscuridad presente en un pueblo, formada hace cientos de años. Ni ella sabe del todo bien cual es su propia edad, pero según cálculos hechos por ella y Alek, oscilan entre los 1000 y 1500 años. Ella fue formada por culpa de un antiguo Sacerdote que poseía poderes Shamánicos, el cual ofrecía en aquellos tiempos “ayuda” por dinero. Si bien era un farsante, si logró “purificar” en parte los pecados cometidos por esta gente, pero no de la forma correcta en que lo haría un Sacerdote, si no que formando un espíritu con éstas. Él, dejaba que este espíritu rondara por las calles el tiempo en que aún permanecía en la Aldea mientras era alabado, para así pedir aún más dinero al exorcizar a estos espíritus que según él, se creaban porque las personas a pesar de la purificación, seguían cometiendo atrocidades.

Ante esto, la hacia poco creada Rina, no causaba demasiado estrago en la ciudad, pero su sola presencia hacía que algunas personas que estuviesen cerca enfermaran sin razón alguna, o simplemente, algunos al notarla debido a que era una personificación de su oscuridad (lo que les daba esa capacidad), huían despavoridos por el miedo. Aquel tipo sonrió feliz al séptimo día de su aún estadía, ya que esos rumores se expandían como la pólvora y cada vez más personas pedían por su ayuda. Esta ya satisfecho, fue hasta el último lugar en que había sido avistada Rina, con la intención de exorcizarla y salir del pueblo. Rina para este tiempo se había alimentado, de alguna extraña forma, de las energías negativas de la gente del pueblo, ya que era de eso mismo y sus “pecados” de lo que fue creada. Esto la había hecho más fuerte de lo que aquel Sacerdote creía, cosa que no se dio cuenta hasta unos momentos antes de que muriera “en manos” de Rina. En esos días ella había comprendido muchas cosas, tal como el habla humana, sus comportamientos, sus debilidades..que ella misma era la representación de sus males, lo que hizo más fácil el que obtuviera poder.

Su encuentro fue peculiar, Rina se encontraba cerca de un cementerio de la aldea en aquel instante, notando muy pronto debido a la oscuridad que aumentaba en ese instante sus poderes..


- ¿Qué es lo que quieres?

- Vengo a exorcizarte, ¿Qué más podría ser?

Risa se escapó de los jóvenes y bien detallados labios de Rina, que hacia poco había adoptado su nombre de una tumba del Cementerio. Formó una oscura bola en su mano de tamaño medio, la cual en su centro se hacía ligeramente violácea. El sacerdote tenía mucha confianza, pues era de su propia creación, pero aún no sabía que se le saldría de las manos..

- Inténtalo, humano..-

La invitación fue más que suficiente para el Sacerdote, lanzándose con todo el poder que tenía contra ella, cosa que fue inútil para él, ya que en cosa de minutos había sido eliminado por aquella espíritu. Su energía había crecido hasta tal punto que podía hacerse en ocasiones tangible..pero notó que solo era gracias a la energía de algunas personas. Esto fue haciéndola famosa con los años, e incluso siglos..

Tanto así fue que, un día, un shaman poderoso de apellido Asakura se especializó en sellarla, cosa que logró con algo de dificultad. Esto, en la actual Italia, debido a que los últimos meses se le había visto rondando por allí y se le había encargado a Asakura el que fuese, sin importar el dinero que debería de pagar para que fuese.

Muchos siglos después, fue desellada por Kain, en todo este tiempo sus habilidades no habían sido perdidas, si no que se mantenían con normalidad. Comenzó a tomar de la energía espiritual de Kain, que era en creces fuerte, lo que le ayudaba aún más a que su “vida” siguiera mejor, haciéndose incluso más tangible que antes. Su energía le agradó tanto desde un principio que la siguió, no solo por ello, si no porque después al notar como es que era, decidió apoyarlo.. Su conocimiento sobra las cosas que ocurren es casi igual que el de Kain, debido a las innumerables veces que han fusionado sus almas y también que no poseen casi ningún secreto entre ellos.


Arma u objeto para posesión de objetos: GunBlade. Es una pistola/espada que le robó a su entrenador el día en que lo asesinó. Logró en muy poco tiempo entender por completo su funcionamiento ya que sus entrenamientos eran, por lo general, contra la misma arma, sabiendo también sus desventajas y como aprovechar esto para cubrirlas. Con un simple pero fuerte movimiento junto a un botón del arma apretado mientras se hace, esta pasa de una forma a la otra, pudiendo en cualquier momento cambiar de estrategia de ataque. Tiene la capacidad de absorber tanto poder espiritual de su portador como oscuridad del mismo.

Spoiler:

Nivel 1

Stats


Resistencia: 2

Poder: 3

Furyoku: 3

Agilidad: 2


(Esto solo se aplica para las batallas en general con alumnos, se sostendrá a un cambio cuando muestre su verdadera naturaleza)

Técnicas Especiales:

Fusión de Almas: Al juntar sus almas, un aura oscura rodea al cuerpo de Aleksander, mientras sus ojos se vuelven ligeramente más oscuros que lo normal. Permite manejar la oscuridad a su alrededor, tomándola como suya (en un radio de al menos 5 metros) para así manipularla y efectuar sus técnicas con mayor facilidad(incluye sombras, pero no oscuridad rival).

Doruko Bullet: Utilizando la GunBlade, puede transferir oscuridad tanto de su propia energía formada en oscuridad como la misma oscuridad de su alrededor. Estas se pueden disparar de la forma pistola de la GunBlade, aunque tardando una pequeña cantidad de tiempo, dependiendo de cuantas cargas se le den, en cargar nuevamente. Estas balas poseen un tamaño de 2x2 centímetros, a quemarropa/bocajarro pueden incluso traspasar un cuerpo con facilidad, hiriéndole. Posee la potencia de una bala normal, aunque en su caso, su poder va disminuyendo más por el aumento de distancia que una pistola común. Se puede usar en toda forma, e incluso hacerlo desde el propio dedo de Alek, aunque de esta forma, solo se puede a distancia corta-poco de media, y la carga de las balas cuesta más.

Absolute Défense: Por una vez en toda la batalla, puede concentrar la oscuridad de forma rápida y hacer que evite un ataque sin importar cual sea su poder ofensivo (gran parte del aura oscura se forma como un “escudo”, repeliendo todo el ataque de donde venga). En campos en que la concentración de luz es demasiada, requiere un esfuerzo mucho mayor, pero no es imposible. Al hacerlo aún así queda muy cansado. La capacidad de la técnica y energía gastada va aumentando por niveles (se modificará cuando aparezca el nivel real).

Gustos:

- Torturar
- Oír en ocasiones música.
- Saber la verdad.
- Instrumentos “clásicos”.
- La oscuridad.
- Rina

Disgustos:

- Hipócritas.
- Personas dramáticas.
- Shaman School.
- Asakuras
- Que le quiten alguna pertenencia.

Extras:

- A veces puede ser muy dominante.

- Respeta a toda chica que tenga ya a alguien, sin importar si le llegase a atraer un poco.

- Canta bien, a pesar de que no lo haga todo el tiempo.

- Sus ojos suelen volverse claros u oscuros, dependiendo de su estado de ánimo o de su interés de algo. En ocasiones se vuelven oscuros, llegando a intimidar a personas, tal como a veces sucede como con Frederick. La llamativa oscuridad que se va formando incluso llega a hipnotizar levemente.

- Suele analizar de forma fácil y rápida psicológicamente a alguien.
avatar
Aleksander Vladimir
Alumno

Mensajes : 46

Volver arriba Ir abajo

Re: Aleksander Vladimir

Mensaje por Frederick Bach el Mar Mayo 10, 2011 4:49 pm

Jeje, buena ficha Vlad. Aceptada.
avatar
Frederick Bach

Mensajes : 102

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.